viernes, 19 de diciembre de 2014

Entrevista a Marcheto [Cuentos para Algernon]


Marcheto es la administradora del sitio web Cuentos para Algernon, donde se publican periódicamente y de forma gratuita, excelentes traducciones de relatos y cuentos de autores extranjeros. Además parece que algunas editoriales han visto el enorme potencial de esta traductora y se puede ver su firma en obras como las dos últimas publicaciones de Fata Libelli. Además Marcheto acaba de publicar su segundo volumen recopilatorio de todos los relatos publicados este año. Eso sumando a su recién adquirido Ignotus a mejor sitio web me daban la oportunidad perfecta para entrevistar a Marcheto.

Lo primero, bienvenida al blog y muchas gracias por atenderme y responder a las preguntas. Espero que el tiempo que pases en el blog sea de tu agrado. También felicitarte por tu segunda antología anual y por el recién adquirido Ignotus.


- La primera pregunta es obligada. ¿Cómo surge el proyecto de Cuentos para Algernon?

Hola, Álex. Encantada de estar por aquí, ya que como que creo que sabes, el tuyo es uno de los blogs que sigo tan asiduamente como me resulta posible.

Y en cuanto a tu pregunta, la idea del proyecto sospecho que llevaba gestándose años, con cada libro que leía en inglés que me gustaba especialmente y del que pensaba que lo más probable es que nunca se llegara a traducir. Y, por supuesto, que si se llegaba a traducir, nunca iba a tener la suerte de que esa traducción me la encargaran a mí. Recuerdo que esto me había ocurrido con, por ejemplo, alguna antología de Jeffrey Ford y Steven Millhauser, que por supuesto siguen inéditas por aquí.

Pero todo esto empezó a cristalizar en 2012. Por aquel entonces llevaba ya varios meses intentando que alguna editorial, principalmente las del género pero también alguna generalista, se interesara por mis servicios como traductora, sin conseguirlo. Ese año por primera vez me había apuntado para votar en los premios Hugo y andaba leyendo los relatos finalistas. Varios de ellos me parecieron excelentes, entre ellos los dos que Ken Liu tenía nominados. Fue entonces cuando tras pensar lo de siempre, que qué pena que no se fueran a traducir (aunque por fortuna en esta ocasión estaba bastante equivocada) y que no los pudiese traducir yo, se me ocurrió que nada me impedía intentar poner remedio a esa situación.

Durante unos meses me centré en leer ficción breve del género para asegurarme de que efectivamente lo de los premios Hugo no había sido una especie de espejismo y que había material más que interesante con todas las papeletas para quedarse inédito en nuestro idioma si alguien no lo remediaba. Y, una vez comprobado que esto era así, decidí escribir a Ken Liu sin tener ni idea de cuál iba a ser su respuesta. Y cuando ese mismo día recibí su amable correo accediendo a que tradujera «Quedarse atrás», ya que el otro cuento que le proponía iba a ser publicado por Terra Nova, pues ya no hubo marcha atrás.

- ¿Nos puedes resumir el proceso del blog hasta hoy?

Una vez conseguí la autorización para ese primer relato, me volqué tanto en su traducción como en intentar conseguir el permiso para otros cuentos y en el diseño del blog, que tampoco necesitaba grandes florituras puesto que lo importante eran los cuentos.

Y aproximadamente un mes más tarde, nacía Cuentos para Algernon. Y desde entonces el proceso ha seguido siendo más o menos el mismo: leer relatos, contactar con los autores o sus representantes y traducir aquellos cuentos que se me permite publicar.

Durante todo este tiempo, he procurado que el blog se mantuviera fiel a su idea original: darle una oportunidad a relatos que me han gustado especialmente y que creo que van a tenerlo difícil para ser publicados aquí. Desde un principio quise que fuera un proyecto personal centrado en ese objetivo, que fuera un blog pequeñito, pero de calidad. Como consecuencia, el número de entradas y cuentos publicados es reducido y la visibilidad del blog es limitada, pero lo prefiero así, aunque por supuesto que me encantaría que fueran miles los lectores que llegaran a descubrir todos estos relatos.

Es cierto que últimamente he incorporado una sección nueva de “Lecturas recomendadas”, pero te puedo asegurar que la cantidad de tiempo que me roba es mínima frente al trabajo que me supone todo lo relacionado con las traducciones. Y ahora mismo no tengo intención de introducir más cambios destacables.


- ¿Traducir es un hobby o es deformación profesional?

Aunque he trabajado y sigo trabajando esporádicamente como traductora para diversas editoriales, traducir es para mí un hobby, ya que mi trabajo habitual no tiene nada que ver con esto.



-¿Te has planteado trabajar para alguna editorial o has recibido alguna propuesta de alguna editorial?


Como comentaba antes, puntualmente sí colaboro con alguna editorial, pero ahora mismo mi intención es solo aceptar trabajos que pueda compatibilizar con el blog. De todas maneras, te aseguro que no me llueven las ofertas.


- ¿Por qué el anonimato?

Inicialmente porque todo esto me parecía algo tan alejado de mi vida y mi trabajo normales que me apetecía mantener una separación entre ambas facetas de mi vida. ¿Y qué mejor manera de conseguirlo que utilizando otro nombre, un pseudónimo? Y la verdad es que durante todos estos meses me he dado cuenta de que el anonimato me resulta muy cómodo, así que intentaré mantenerlo en la medida de lo posible.


- ¿Por qué género fantástico?

Esta es fácil: porque es mi favorito. Leo todo tipo de libros, pero este es el género al que vuelvo constantemente y que tiene derecho a una estantería independiente en mi biblioteca. En mi opinión es el único que, en lugar de ponerse trabas con una serie de reglas e imposiciones propias del mismo, abre nuevas vías y posibilidades porque te ofrece un marco tan flexible que en él cabe prácticamente todo.


- Teniendo en cuenta que el blog es un hobby ¿Cómo encaras estas traducciones?

Exactamente igual que cuando se trata de un encargo de una editorial. Y, a decir verdad, incluso con más ganas e ilusión, ya que son obras elegidas por mí y que me gustan, y en las que en la mayoría de los casos sé que puedo tener un trato directo con el autor si tengo dudas o problemas.


- ¿Cómo contactas con los autores?

Siempre que puedo mediante un correo electrónico dirigido al propio autor (aunque también he tenido que recurrir a Twitter un par de veces), donde les explico brevemente mi proyecto y les solicito el permiso para traducir y publicar su cuento.

Hay autores que me redirigen hacia sus agentes literarios, ya que ellos no están al tanto de cuál es la situación de los derechos de sus obras en los distintos mercados internacionales. Y a partir de esos momentos las negociaciones ya las he tenido que establecer con sus agentes, aunque para las dudas y problemas de traducción haya acabado volviendo a recurrir a los propios autores.


- ¿Alguna vez te han declinado una petición?

Por supuesto. Calculo que como mínimo un tercio de mis intentos fracasan, ya sea porque el autor o agente declina mi petición o simplemente porque ni me llegan a responder.


- Si tuvieras que escoger a un escritor favorito de los que has traducido, ¿cuál sería?

Esto no se pregunta, ¡por favor!

Todos los cuentos y autores del blog están ahí porque me parecen francamente buenos, cada uno en su estilo. Pero bueno, sí que debo confesar que tengo mis debilidades y hay algunos autores que, no es que sean mis favoritos, pero sí que siento hacia ellos un agradecimiento especial.

Por ejemplo, antes mencionaba que Jeffrey Ford y Steven Millhauser son dos autores que me gustan mucho y que desde hacía tiempo soñaba con llegar a traducir. Así que, aunque sin grandes esperanzas dados su prestigio y categoría, fueron dos de los primeros que intenté tener en el blog. Jeffrey Ford se mostró totalmente encantador y aceptó de mil amores mi propuesta, lo que le hizo subir todavía más en mi ranking de autores favoritos. Por desgracia, el caso de Millhauser pertenece a ese tercio al que me refería en la contestación anterior.

Ken Liu es otro de estos casos. Cuando ahora solicito permiso a los autores, confío en que lo que les explico sobre el blog o lo que ellos mismos puedan ver si deciden echarle una ojeada (relatos y autores ya publicados, nominaciones a premios…) ayude a que mi propuesta sea más vendible. Pero nada de eso existía en un principio, y por eso le estoy especialmente agradecida a Ken, que aceptó cuando el blog no tenía ni nombre, y que además ha demostrado ser una inmejorable carta de presentación para el blog. Si él me hubiera dicho que no, es bastante posible que Cuentos para Algernon no hubiera llegado a nacer.


- ¿Cómo escoges a los autores que quieres traducir?

Como desde hace bastante tiempo disfruto casi más con los relatos que con las novelas, leo bastantes antologías, con lo que con frecuencia y sin buscarlos específicamente me cruzo con excelentes candidatos. También estoy suscrita a varias revistas del género. Y cuando llega la época de premios procuro estar al tanto de los relatos que más suenan como favoritos y leer los finalistas de los principales premios.

Total, que entre unas cosas y otras, en este último año he leído más de 400 cuentos del género, que tengo debidamente fichados en una base de datos porque tengo una memoria terrible. Teniendo en cuenta que soy bastante lenta traduciendo, solo ahí ya tendría material de sobra para llenar varios años del blog (suponiendo que se mantenga la tónica actual de que la mayoría de los autores accedan). Entre todos ellos voy eligiendo intentando conseguir la mayor variedad posible. Así que lo siento por los aficionados a un subgénero concreto dentro del fantástico, porque mi idea es ir mezclando todos ellos e intentar forzar al máximo los límites de lo que se entiende por literatura fantástica, recurriendo con frecuencia a autores no demasiado conocidos o no asociados al género, ya que me interesa tanto o más dar a conocer autores nuevos que ir sobre seguro volviendo siempre a los ya conocidos, por estupendos que sean, porque además sé que las obras de estos últimos es mucho más fácil que puedan publicarse por otras vías más profesionales.


- ¿Nos puedes adelantar algún autor que vaya a aparecer en el blog?

Me gusta no desvelar demasiado sobre los futuros cuentos del blog para así poder jugar con el factor sorpresa. Pero bueno, ya que preguntas te adelantaré que dentro del especial humor tendremos un cuento de Alex Shvartsman.

También confío en que repitan los ganadores de las dos encuestas que ahora mismo están abiertas y algún otro conocido de los lectores del blog. Y aunque ya tengo algún otro cuento más en cartera, ¡hasta aquí puedo leer!

- ¿Te gustaría añadir algo a la entrevista? (Ahora que nos leen)
Pues me gustaría aprovechar para darles las gracias una vez más, porque nunca serán suficientes, a todos los autores que están o van a estar en el futuro en el blog. La verdad es que la mayoría de los escritores con los que he contactado me han sorprendido muy positivamente. Y no solo porque sean tantos los estén aceptando entrar en este juego, algo que no tenía nada claro que fuera a ocurrir cuando empecé con todo esto, sino porque muchos de ellos han demostrado una extrema amabilidad (e incluso paciencia con todas mis consultas lingüísticas, que se lo digan si no a Zen Cho o a Anatoly Belilovsky).

Y como ejemplo mencionaré tan solo el último caso, que no ha sido el único. Que días después de la publicación de su relato un autor como Alastair Reynolds (que todos sabemos que no necesita de este blog para darse a conocer entre nosotros ni entre nadie) se moleste en mandarme un correo de agradecimiento porque según dice gracias a mi traducción su cuento va a poder llegar a más lectores, me parece un detallazo que dice mucho de él y sobre los motivos que le impulsan a dedicarse a esto.

Y, por supuesto, vaya también mi agradecimiento a todos los que como tú habéis apoyado este proyecto durante estos dos años.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada