miércoles, 22 de diciembre de 2010

Los titánicos esfuerzos de una bicicleta oxidada por avanzar



Cuando la persistencia, el valor, y el querer, se transforman en el arma más poderosa que jamas podremos usar

el deseo.

1 comentario: